El tejado es la primera barrera de protección contra los elementos de cualquier casa; además de uno de los elementos estructurales más importantes. Elegir un tejado adecuado para su hogar significa conocer los pros y contras de cada material que podemos usar para techar. Además del material también hay que tener en cuenta la inclinación en función del rango de precipitaciones de la zona en la que se encuentra el inmueble. Y por supuesto el sistema de drenaje de aguas por el que el agua de lluvia se conduce lejos de la casa. Ya te hemos contado antes como elegir unos canalones adecuados para una casa; hoy nos centraremos en el material del tejado.

Tejas de asfalto

Las tejas de asfalto son un material muy común para techar. Se componen de una base que contiene un fieltro orgánico hecha de fibra de papel y madera o en algunos casos de una estera de fibra de vidrio.

El mayor beneficio de las tejas de asfalto es su bajo precio; tienden a ser la opción menos costosa. Asimismo, tienen una gran capacidad impermeable, lo que supone que difícilmente se producirán filtraciones o goteras si están correctamente instaladas.

En el lado negativo hay que tener en cuenta que las tejas de asfalto no son tan duraderas como otras opciones de techado; y que pueden levantarse si se ven expuestas a fuertes rachas de viento.

Metal

Una opción poco común en nuestro país es instalar tejados hechos de acero recubierto, aluminio o cobre; en algunas localizaciones se ha hecho popular debido a sus muchos beneficios.

Entre estos que es extremadamente duradero, ignífugo y a prueba de moho, siendo ademas muy resistente bajo condiciones climatológicas adversas, incluidos fuertes vientos. Muy práctico en áreas de alta montaña, ya que ademas de lo anterior tiende a hacer resbalar la nieve impidiendo la formación de hielo.

Sin embargo puede resultar muy ruidoso durante temporales de lluvia o granizo, es relativamente pesado, costoso de instalar y no precisamente una opción barata. Además puede verse afectado por oxidación y corrosión si no se mantiene debidamente.

tejas de metal

Recubrimiento de madera.

En tejados de madera se suele usar el cedro, ya que es una madera dura y menos permeable que otras maderas. Sin duda su principal ventaja es su atractivo estético, pero también son muy duraderos si los mantenemos debidamente, son buenos aislantes y permiten la circulación de aire.

Su principal problema es su mantenimiento, requieren de cuidados constantes debido a la relativa fragilidad del material, no son una opción muy económica y entre sus puntos negativos también encontramos la posibilidad de aparición de moho, podredumbre y daños por insectos como la carcoma o las termitas.

Entre su mantenimiento habitual encontraremos tratarlo regularmente con una capa ignífuga ya que de otro modo puede suponer un riesgo de incendio, esta desventaja hace que sea poco común ver tejados de madera e incluso en algunos lugares esta prohibida su instalación.

tejados de madera

Tejas de cerámica

Sin ninguna duda el material más habitual para techar son las tejas de cerámica, las puedes encontrar de cientos de estilos, acabados y formas, y son la alternativa más utilizada en la mayoría de países del mundo. La cerámica es un material duradero, no se pudre, no es susceptible a daños por insectos y no resulta muy caro ni de instalar ni de mantener.

Es cierto que estructuralmente es un material pesado, pero la mayoría de inmuebles se diseñan para instalar tejado de cerámica, por lo que la estructura nunca se verá dañada a consecuencia del peso de las tejas.

Con el paso de los años algunas tejas pueden rajarse o soltarse debido a las variaciones de temperatura y exposición al sol, lo que supone un inminente riesgo de desprendimiento, pero su sustitución no es compleja. Es recomendable que inspecciones visualmente tu tejado de cerámica y si aprecias cualquier daño lo repares cuanto antes.

tejas de ceramica

Pizarra

La pizarra es una roca metamórfica cuya gama de colores va del gris oscuro o azul oscuro al casi negro de algunos fragmentos. Es una roca muy utilizada para construcción en nuestro país, y particularmente usada en tejados. Es especialmente común encontrarla en los tejados de las casas situadas cerca de cordilleras o en alta montaña.

Aparte de su belleza estética, la pizarra es un material muy versátil y extremadamente resistente a los cambios en la temperatura. Su dureza y su escaso mantenimiento la hacen una alternativa ideal para tejados, no obstante hay que tener en cuenta su considerable peso y su coste, ya que al ser piedra natural no es precisamente un material barato.

tejas de pizarra

Eco tejados

También conocido como tejado ecológico o azotea verde. Este tipo de tejado no está muy extendido en nuestro país. En términos básicos consiste en convertir el área del tejado en un jardín, se cultivan plantas autóctonas que puedan vivir con facilidad en el clima en que se encuentran y el riego procede exclusivamente de la lluvia que reciben.

Evidentemente en estos tejados es muy importante que no sean demasiado inclinados, mas bien planos, y que posean un buen sistema de drenaje de aguas con canalones especialmente preparados para resistir estas condiciones especiales.

Su principal problema es que son una idea relativamente nueva y que por el momento su coste es elevado. No obstante los ayuntamientos de muchas localidades ya están promoviendo la instalación de azoteas verdes; ya que se estima que pueden reducir los niveles de polución hasta en un 70%.

tejados ecológicos

Cemento

El cemento reforzado o el hormigón pueden utilizarse para crear una amplia variedad de estilos de tejados. Se trata de un material duradero y extremadamente versátil, de bajo mantenimiento y resistente a la putrefacción, el fuego y los insectos. Sin embargo es un material bastante pesado y su instalación es costosa.
Sea cual sea el tipo de tejado que tenga tu hogar hay algo que todos los tipos de tejado tienen en común; necesitan de un sistema de drenaje de aguas pluviales que impida el deterioro del material, y por ende de la fachada y la estructura del inmueble. Con un sistema de canalones diseñado, instalado y mantenido por una empresa especializada en canalones tienes la garantía de que tu tejado se mantendrá en perfecto estado prácticamente toda la vida. Los canalones son uno de los elementos más importantes a tener en cuenta cuando instalamos un tejado, ya que nos permiten un correcto drenaje y conducción del agua de lluvia, lo que seguro evitará costosas reparaciones en el futuro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *